DÍA 1: SOY ABUNDANCIA

 
Nos dijeron que el mundo es escaso. Que los bienes son limitados, que no alcanza para todos. Nos criamos en casas donde no alcanzaba para todos, donde algunas cosas eran inaccesibles. Nacimos en hogares que quizás eran “fríos”, de poca expresión del afecto, y sentimos carencia afectiva….o en hogares violentos, o abusivos, o disfuncionales….y hemos sentido o sentimos la carencia afectiva….
 
En nuestros países siempre se habló de la crisis…. y día tras día, año tras año, esa crisis nos caló en las creencias y en los huesos. Y hasta en la emoción. La crisis, quizás fue el punto de partida para la abundancia de muchas personas…. ¿Por qué ellos fueron capaces de crear abundancia y otros solo a reforzar o acompañar esas crisis?
 
La sensación de carencia, dar por cierta la carencia,¿Qué generamos? Más carencia. Hoy vamos a cuestionar esa idea de carencia. Nuestros pensamientos crean nuestra realidad. Y es con ellos que podremos crear una realidad diferente. Cambiar el FOCO de la carencia a la abundancia, para transformar aquello que vivimos.
 
Vamos a cuestionar las estructuras de la carencia. Hoy no vamos a repetir esta frase como una afirmación y un decreto para que nuestra memoria lo repita todo el día, sino que vamos a observarnos. No es repetir para que “entre” la idea. Es repetirla para observarnos en lo que esta idea nos genera. Allí está toda la fuente de nuestras limitaciones y de nuestros pensamientos expansivos. Te propongo que te hagas estas preguntas y escribas las respuestas en un cuaderno, a mano. Y hagas el proceso de estos 4 días en ese cuaderno, para ver los cambios. 
 
1. Vamos a repetir esta frase: SOY ABUNDANCIA. Vamos a registrar: ¿Qué sentimos? ¿Qué se mueve? ¿Con qué nos peleamos? ¿Qué emociones nos genera?
2.Observo la sensación de mi cuerpo y la registro
3. SOY ABUNDANCIA. repito y busco en el “exterior” aquello que justifica esta frase
4.-¿Encuentro cosas que justifican esta frase o sigo peleándome con ella?
5. Si logro en algún momento conectar con esa abundancia, ¿Qué cosas me permiten conectar? Las escribo
6. ¿Qué frases se me presentan como repetidas para criticar esta idea? Las escribo.
7. ¿Quién me enseñó a lo largo de mi vida respecto a la abundancia? Padres, maestros, amigos, la televisión?
8. ¿Tengo recuerdos de “SOY abundancia” en mi vida?
9. ¿Tengo recuerdos de “SOY carencia”? Los escribo
10. Siento la conexión con mi fuente, DIOS, Universo, Naturaleza, Ángeles, Doble, Buda…Cualquiera sea la conexión con mi Fuente, cierro los ojos un instante y la siento. Respiro esa conexión. ¿Qué siento?¿ Abundancia o Carencia?¿Quién me provee los recursos para la vida: Dios o quién?
Con esto observaremos qué pensamientos, emociones y respuestas físicas y energéticas se relacionan con nuestra experiencia de carencia y abundancia. Mañana continuaremos encontrándonos con ellos, para encontrarnos con el cambio de consciencia y poder conectar con la abundancia sin bloqueos o limitaciones.
Hasta mañana!
Laura Barrera