No caer en la trampa del miedo

La dualidad que nos mantiene atrapados es MIEDO/AMOR. Resonamos en una u otra. Si resonamos en el amor, conectamos con nuestro ser y nuestra esencia, que es paz, abundancia, bienestar, plenitud, libertad, confianza, unidad. Si resonamos en el miedo, conectaremos con la lucha, el conflicto, la carencia, la insatisfacción, el odio, la culpabilización permanente, el enojo, la ira, la violencia, el juicio, la división y un largo etcétera.

No hay una verdadera dicotomía que se de si estás dentro del miedo. Es más miedo. Y peleás por estar de un lado o el otro del mismo juego del miedo. Es como tener un tablero de ajedrez y que las piezas negras peleen entre sí por un lugar en el tablero..

Hay una gran división entre “Cuarentena o no cuarentena desde el enojo, desde un llamado a la lucha, a negar el virus”. Ambas posiciones no pelean desde el amor. Ambas siembran miedo y te necesitan con miedo para existir y para sumar tu voluntad.

La Matrix nos quiere en el miedo. Y la pelea es por quién domina la Matrix. Nada más. Ambas posiciones nos mantienen atados a ella, en emociones de baja frecuencia.

Tu libertad está en no seguir este “juego”, no permitirle a nadie que maneje o controle tu emoción, ni tu bienestar. Que nada te saque de tu esencia.

La imagen muestra la energía del amor y la del miedo. Con la del amor, tu vida fluye, por encima de cualquier circunstancia. Con miedo, hasta un simple viento te va a haces sentir fuera de tu eje.

No desconectes de tu ser, de tu Fuente. Co-creá tu mejor realidad, desde el amor, siempre, siempre, siempre. Y verás lo que ocurre en tu vida ¡La verdadera transformación!

¡Un gran abrazo!

Laura Barrera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba